Cómo pasar unas buenas fiestas navideñas y no morir en el intento 2


Mientras la naturaleza descansa y la oscuridad crece cada día un poco más; nosotros los seres humanos, totalmente desconectados de los ritmos naturales, nos adentramos en una temporada de celebraciones marcadas por un ritmo frenético de compras compulsivas a la luz artificial de miles de bombillas que, enmascarando la oscuridad, nos invitan a seguir  consumiendo, a alargar las jornadas  de manera antinatural y a seguir manteniendo un ritmo que va en  total discordancia con la estación de recogimiento que vivimos.

Si a eso sumamos compromisos familiares, cenas, comidas, regalos y excesos en la alimentación, el resultado es siempre el mismo, agotador.

Este post será útil en general para transitar estos días de la mejor manera posible, pero va dedicado en especial a las personas que son más sensibles y cargan con todo el stress, tensiones y emociones de su alrededor, ya no solo mental y físicamente, sino energéticamente. Personas que si no fuese de obligada asistencia por ser las fechas que son no se expondrían a ciertas tesituras.

Aquí van unos cuantos consejos que os pueden ser de gran ayuda:

-Antes de acudir a una reunión familiar o símil, tomarse un tiempo para sentarse a meditar un poco, a visualizarse enraizándose en la tierra profundamente, para sentirse centrado y sostenido. Hay personas que visualizan una burbuja  diamante o de algún color (dependiendo de cada uno) rodeándolos y protegiendo así su energía. Esto son un par de opciones pero las hay infinitas, tantas como personas.

-Si las compras masivas, aglomeraciones y consumismo te ponen enferma prueba a crear regalos hechos con amor: postales, cosmética natural, velas, joyería… Solo necesitas tus manos y un poco de creatividad, y si compras tus regalos  lo puedes hacer a pequeños comercios o emprendedores para los que tu compra significa pagar facturas o comida.

– Durante las reuniones crea límites claros en los que te sientas a gusto,  comunica tus necesidades y, si no son respetadas, no entres en conflicto, eso solo empeorará las cosas, cada persona entiende desde su mapa  y puede que tus límites hagan saltar algún resorte, no es personal.

-Toma espacio si lo necesitas, retírate a una habitación, respira y vuelve y si sientes que ha llegado el momento de marchar no te fuerces a quedarte por compromiso.

Y sobre todo, si sientes que acudir a algún lugar va a ser demasiado para ti, di NO, sin culpa y sin remordimiento, estás aprendiendo a cuidar tu energía.

 

Recuerdo hace un tiempo preparé un pack en mi tienda con sales de baño, plantitas, sahumerio y un aceite para personas que como yo están hartas de escuchar: “Es que eres muy sensible! Como si eso fuese una lacra!” Y era algo que me hacía sentir fatal, rara e incomprendida, hasta que descubrí los dones que esto trae. Y no voy a mentir, muchas veces no es fácil, especialmente en el mundo en el que vivimos y lo que está sucediendo a nivel global, pero no lo cambiaría por nada, ya que esto también me permite sentir y percibir como siento y eso es un regalo.

Solo tenemos que aprender cómo cuidarnos e intentar reconocer lo que nos hace bien y lo que no y cómo gestionarlo.

Por supuesto aquí las plantitas y piedras nos ayudarán  a hacer el camino más fácil teniendo a mano estos recursos:

-Tener preparado un buen tarro de sales de baño con sal marina y sales de Epsom a la que añadiréis las plantitas de vuestra preferencia  para que al llegar a casa podáis realizar un baño de descarga energética, podéis  añadir romero, salvia, lavanda, ruda, milenrama… o incluso  aceites esenciales. Si no tenéis bañera podéis realizar un baño de pies o pediluvio o bien la opción que os dejo a continuación.

-Sahumar.  Bien con un atadillo de hierbas o quemando resinas en un carbón, con palo santo… Dejad que el humo descargue limpie y purifique.

-Infusión relajante y digestiva (física y energéticamente) una de las mezclas que me gusta hacerme está compuesta por: manzanilla, melisa, pasiflora y una pizca de hipérico y otra de verbena.

-Piedras protectoras: Turmalina negra , hematite, obsidiana…

– Esencias florales: Si no contáis con una mezcla personalizada podéis recurrir al rescate de Bach o a la milenrama.

Y por último y para terminar, usar la intención y la visualización para realizar todo lo anterior y tomar momentos para reconectar con uno mismo ser consciente hacia donde se dirige tú energía.

 

Que tengáis unas lindas celebraciones y fiestas, y no dejéis de conectar con la magia habita en estos momentos del año.

Con muchísimo amor.

©Moon Medicine Herbals

 

Elia on Instagram
Elia
Elia
Naturópata y herbolaria en Moon Medicine Herbals
Diplomada en Naturopatía, Herbalismo, Aromaterapia y especializada en Ciclicidad feminina. Mi misión es ayudar en la recuperación del equilibrio y mantenimiento de la salud, a través de diferentes enfoques y formulaciones específicas. Creo firmemente en el acompañamiento a las personas, para así individualizar sus procesos.

Acerca de Elia

Diplomada en Naturopatía, Herbalismo, Aromaterapia y especializada en Ciclicidad feminina. Mi misión es ayudar en la recuperación del equilibrio y mantenimiento de la salud, a través de diferentes enfoques y formulaciones específicas. Creo firmemente en el acompañamiento a las personas, para así individualizar sus procesos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

2 ideas sobre “Cómo pasar unas buenas fiestas navideñas y no morir en el intento

  • Elvira

    Me encanta leerte. Desde que tuve mi primer contacto contigo en Port Aventura y me acerqué a tu puestecillo para pedirte “algo” que ayudara a mi hijo de 11 años en su ansiedad, no he dejado de seguirte. Eres muy especial. Entiendo cuando hablas de estas fechas y del hecho de que hay personas hiper sensibles, pues hace poco descubrí que mi hijo y yo somos hipersensibles, por lo que empiezo a entender muchas cosas. Me estremecí a leer sobre tu vida y tu pasado… Lo siento mucho. Espero y deseo que resurjas de tus cenizas y sigas ayudándonos con tu bondad, sensibilidad y amor. Eres un gran ser de luz…
    Mis mejores deseos y un abrazo cósmico.
    Elvira

    • Elia Autor

      Hermosa!
      Que maravilla tus palabras Elvira, son como un bálsamo, muchas gracias por acompañarme todo este tiempo en este viaje llamado vida y apoyar mi trabajo, te agradezco de corazón.
      Las personas altamente sensibles guardan dones maravillosos como la empatia, sensibilidad, intuición y conexión con lo más sutil, somos parte del cambio que enciende la revolución interna que moverá el mundo, porque se necesita mucha medicina de amor y compasión en estos tiempos.
      Nuestro trabajo es conocernos y saber como gestionar y proteger nuestra energía, que la compromete, y saber cuando retirarnos al descanso y recarga. No es fácil sentir de esta manera y a veces es agotador, pero seguiremos aprendiendo y caminando juntos, porque nos necesitamos! 🙂
      Muchas gracias por ser y estar. Te mando un abrazo enorme llenito de amor,luz y calma <3
      Felices fiestas!